jueves, 31 de diciembre de 2009

Si el amor es todo




Si el amor es sueño,
hazlo realidad;
si el amor es promesa,
cúmplela;
Si el amor es esperanza,
sé paciente;
si el amor es tiempo,
aprovéchalo;
si el amor es espacio,
ocúpalo;
si el amor es verdad,
defiéndela;
si el amor es protección,
refúgiate en él;
si el amor es fortuna,
hazte rico;
si el amor es felicidad...
sé feliz.

E . R. A

martes, 8 de diciembre de 2009

La culpa del ayer



Ayer tiene la culpa
de que anden rigidas las nubes
y que el mar estalle
agitando las barcas en los mares.

Ayer tiene la culpa
que las venas se me atoren en el alma.

Ayer es el culpable,
culpable de la lluvia,
de la pluma, de este ardor del pecho,
de aquel sol, aquella luna...

Ayer es el culpable
que se desmoronen mis huesos
y que la sangre se coagule en el hombro de la tarde
sin ser el culpable
de esta herida miserable.

De Mauricio Vallejo Márquez


viernes, 6 de noviembre de 2009

Alguien ha muerto



Están doblando a muerto.
Hay gente a mí alrededor
vestida de negro.

Llantos de sangre
brotan en los ojos
de la desesperación.

Alguien ha muerto.

Gritos cercanos
claman al cielo,
en mitad del inmenso aguacero.
A lo lejos, ladran los perros.

Alguien ha muerto.

Mis venas golpean
levemente mis sienes,
cada vez más despacio.

Chocan contra la tapa
las rosas rojas del adiós
y del sufrimiento;
Y del recuerdo,
que pronto,
se volverá olvido.

Alguien ha muerto.

Me siento frío
y algo estrecho.
Me pesan los párpados,
ya oigo el silencio.

Que oscuro está esto.

Alguien ha muerto.

Ya se oyen muy lejanos
los lamentos.
Arriba, alguien amontona
la tierra sobre las rosas.

Hay escarcha sobre mis labios,
y en mis entrañas,
hay hielo.

No lo dudes:
Alguien ha muerto.

De Suiseki

jueves, 5 de noviembre de 2009

Gracias por haber vivido




La vida suplica una tregua,
un indulto que no llega.
La noche envuelve a la vida,
el día envuelve a la muerte.

Los ojos se entregan
a océanos insondables
de aguaceros desbordados.

Un grito ahogado
desgarra al silencio
y desafía al tiempo.

Tiempo que se consume,
que se agota,
gota tras gota.,
en torrentes ahogados.

Sol de medianoche
posado en tu frente,
lanza de fuego
clavada en tu seno.

Amargo veneno
recorriendo tu cuerpo.
Crepúsculo de mediodía
posado en tu vientre.

Simiente siniestra
sin antídoto ni remedio.
Azul gélido
posado en tus labios.

Veintinueve Eneros
han visto tus ojos de tierra.
Veintinueve Eneros
Nos has regalado:
De ilusiones, de anhelos,
de sonrisas sin condiciones,
De cariño sin medida.

Tu viento ya no ríe,
tus sueños están cansados.

Pinceles sin color,
cuadros sin lienzo.
Enero sin marco,
ni consuelo.

(Gracias por haber vivido,
gracias por habernos dado vida)

De suiseki

miércoles, 4 de noviembre de 2009

Regálame tu Amor



Regálame una sonrisa de orquídea
que perturbe mis mañanas,
un aroma de jazmín que atormente mis memorias.
Quiero ir a donde van los recuerdos
para embriagarme de ti,
hasta la inconciencia.
Regálame un beso que devore mi locura
y que suavice tu conciencia.
Quiéreme en sentido horizontal:
de Norte a Sur
de Este a Oeste.
Derrama el ocre infinito
sobre mi piel.
Que tu sudor sea la sangre
de mi cuerpo y que la vida
se escuche en un solo corazón.
Regálame tu amor
para mover mil montañas,
para doblegar mil razones,
para atormentar mil mariposas,
para despedazar mil dragones.
Regálame tu amor
para olvidar esta soledad
compañera de mi dolor.

De JR

Quiero Vivir...



Quiero el envés de tu conciencia
para embriagarme de tu dulzura
y crear cientos de marionetas
y mover el mundo al compás de tu cintura.

Quiero la infinidad del cielo
y ver su espacio azul derramándose
sobre nuestro querer.

Quiero ir a donde van las fantasías
y con un solo beso
vivir la eternidad bajo la sombra de tus pechos.

Quiero canciones y melodías
entre mi silencio y tus picardías.

Quiero paredes y murallas
lamiendo tu soledad y mi tristeza,
conteniendo guerras, deshaciendo batallas.

Quiero vivir, sólo para ti.
Descansar mi amor sobre el tuyo;
deslizar mi cariño, en cada atardecer,
desde tu frente hasta tus pies,
desnudar tu pudor y vestirte con mi piel,
gritar un "Te Amo" desde mi boca hasta tu boca
y detener el tiempo en el punto "G"
de nuestra fantasía y aferrarnos a ella
sin un adiós, sin un amanecer
y volver a gritar un:
"Te Amo"
y un
"Quiero vivir, sólo para ti".

De JR


domingo, 1 de noviembre de 2009

Asi termina esta historia



En este mundo imperfecto
con la lejanía de tus ojos en el horizonte
y el anochecer oscuro que han dejado tus besos,
así termina esta historia
que pensé que sería para siempre.

En el inmenso mar
que mis ojos han logrado,
por llorar tanto,
por no tenerte mas,
así termina esta historia.

En el calor que tu cuerpo se ha llevado,
que me ha dejado helado como un témpano,
así estoy sin ti.

Tu boca que ya no es la mía,
tus manos a las que tanto extraño,
a tus abrazos,
a todo tu ser,
quiero que sepas lo importante que fuiste para mi.
en este mundo imperfecto
con tu adiós como eco
sólo me queda decirte
que todavía te amo.

De Andrea de Caseros

martes, 20 de octubre de 2009

Yo tengo un corazón triste



Yo tengo un corazón triste que suena
a campana rota, donde se juntan
los vientos de mil molinos y sueños
y delira un arco iris de ternura.

En mi pecho laten nubes de espuma,
pétalos blancos que el tiempo deshoja
y tus manos desnudan con caricias
que saben como el fuego de una antorcha.

Hay en mí olas secretas que desconoces,
rítmicos vaivenes de seda ardiente
y volcanes que palpitan marfiles
en el loco galope de mis sienes.

Soy una luz perdida en el silencio,
el alma abierta de la última rosa,
la sonrisa que enciende la esperanza
en la noria infinita de las horas.

Por eso, cuando escuchas mis palabras,
y te dejas llevar por mis poemas,
sientes cómo la vida se convierte
en un fértil cajón de pirotecnia.

De Fernando Luis Pérez Poza


domingo, 11 de octubre de 2009

Te amo por lo que eres ( Hojita verde )




Te amo por lo que eres

Un huracán de trópicos,
un campo impredecible
una luz que baja ansiosa
a fundirse en el rayo
del deseo.
Tú moldeas mi carne
y soy brizna leve que se mece
al poder de la música en tus dedos.
Mi hombro, palomar
para tu arrullo,
mi voz una plegaria de la sangre
y tú, brujo del amor, llegas
al aquelarre con la pócima
agridulce de los besos
malabarista para la vibrante
cuerda del amor.
Rito viejo como el tiempo,
como el mundo,
pero siempre deslumbrante
en la palabra cuando dices:
hágase la luz
y yo inauguro el sol
en mitad de mi sexo
y me decido a reinventar el mundo
o lo que es más: a desafiar a la muerte.

Te amo por lo que eres
me amo por lo que soy
cuando estoy contigo.

De Beatriz Zuluaga


jueves, 17 de septiembre de 2009

No te quiero sino porque te quiero




No te quiero sino porque te quiero
y de quererte a no quererte llego
y de esperarte cuando no te espero
pasa mi corazón del frío al fuego.

Te quiero sólo porque a ti te quiero,
te odio sin fin, y odiándote te ruego,
y la medida de mi amor viajero
es no verte y amarte como un ciego.

Tal vez consumirá la luz de enero,
su rayo cruel, mi corazón entero,
robándome la llave del sosiego.

En esta historia sólo yo me muero
y moriré de amor porque te quiero,
porque te quiero, amor, a sangre y fuego.

De Pablo Neruda

martes, 15 de septiembre de 2009

Oscuridad


Anoche te he tocado y te he sentido
sin que mi mano huyera más allá de mi mano,
sin que mi cuerpo huyera, ni mi oído:
de un modo casi humano
te he sentido.

Palpitante,
no sé si como sangre o como nube
errante,
por mi casa, en puntillas, oscuridad que sube,
oscuridad que baja, corriste, centelleante.

Corriste por mi casa de madera
sus ventanas abriste
y te sentí latir la noche entera,
hija de los abismos, silenciosa,
guerrera, tan terrible, tan hermosa
que todo cuanto existe,
para mí, sin tu llama, no existiera.

De Gonzalo Rojas

jueves, 10 de septiembre de 2009

Creo


Creo en la gente capaz de creer en algo,
de crear sueños y echarlos a volar,
como cometas en el viento.
Creo en la gente que vuela,
que abre las alas y sin preguntar se avienta,
se tira en el silencio de la oscuridad.

Creo en la gente capaz de pensar,
de tomar consiencia
sin quedarse con los brazos cruzados,
de iniciar una revolución individual.
Creo en la gente que leé,
que aprende, sueña y saca concluciones.

Creo en la igualdad,
en la paz, en la justicia,
en el cambio que necesitamos dar.

Creo en la gente que se levanta y se hace escuchar,
que deja todo por un poco de dignidad.
Creo en sus manos trabajadoras,
en sus pies cansados de tanto andar,
en sus ilusiones y leyendas vivientes.

Creo en la gente que los sueños no le sobran,
que los rie, los vive, los escucha y los siente.
Creo en ti...



De David Vazquez

sábado, 29 de agosto de 2009

Amamé


Regálame amor mío
el sabor de tus besos y el calor de tu mirada,
no quiero perderme en tu recuerdo y pensar
que después de ti mi vida ya no es nada.

Déjame cariño quererte y adorarte con ternura,
arroparte con este sentir bueno y sincero,
Déjame inundar tu alma de pasión y de dulzura,
y caminar de tu mano por el mismo sendero.

No demores más esta larga espera y,
subamos al tren que cruzó nuestro camino,
dame tu mano cariño, para que no me pierda,
entre las sombras de la noche y el olvido.


De Noe

viernes, 21 de agosto de 2009

Bajo la sombra de tu ausencia


tres cosas
te diré
cuando despiertes

que no hay lugar más sabroso
para guardar un secreto
que la sombra de tus pechos

que tus cabellos son un cántaro
de agua fresca
donde lavo mis deseos

y tu piel es
el mejor camino
que haya recorrido

pero además
quiero decirte
mientras acuestas tus ojos en mi cuello
y tus piernas descubren
la orilla de nuestros deseos

que no encuentro mayor portento
en la brisa
que desata la sombra
de tu sonrisa libre
y sincera
dispuesta a ser feliz
al menos
en tu pequeña siesta

De Rafael Bautista Segales

miércoles, 19 de agosto de 2009

Poema XI


Deliremos mutuamente,
tú en mi cuerpo y yo en el tuyo,
acostados,
- Boca arriba
soñemos en azul.

Amémonos en silencio
bajo este torrente de sangre
que sacude nuestra esencia,
nuestro espíritu, nuestra carne.
Amémonos mucho... mucho,

- !aun sobre el vació de nuestra presencia!,
y sobre estas alas de luces doradas
y sobre estos latidos primaverales
y sobre esta tierra de Dios,
nunca olvides quien soy:
!tu eterno enamorado!

De JR

martes, 18 de agosto de 2009

Inolvidables piedras


Te largué una sonrisa que me salía de lo hondo y que, aunque no expresara nada concreto, sí dejaba traslucir mis sentimientos hacia tí. Dejé caer nuevamente los párpados acunádome en el monótono y presustente traqueteo.

Recordé el anoche cuando en la vuelta rutinaria paseamos bajo los árboles, nos perdíamos por entre los inadvertidos callejones en donde nos enredabamos en el juego amoroso antes de recogernos. Y con los recuerdos una torentera de emociones calándome cada uno de los cuchitriles del alma, el hormigueo de la virilidad revoloteando por entre las piernas. Sentí el endurecimiento del sexo bajo los tejados de mi falda, color miel. Reparando los momentos en que, atrapada entre mis muslos juguetones, me entregaba con tímidas muecas reservadas, a sus labios…

Y todo al amparo de las inolvidables piedras

De y voz LlenadaCorreCaminos

lunes, 17 de agosto de 2009

Si el hombre pudiera decir lo que ama...


Si el hombre pudiera decir lo que ama,
si el hombre pudiera levantar su amor por el cielo
como una nube en la luz;
si como muros que se derrumban,
para saludar la verdad erguida en medio,
pudiera derrumbar su cuerpo,
dejando sólo la verdad de su amor,
la verdad de sí mismo,
que no se llama gloria, fortuna o ambición,
sino amor o deseo,
yo sería aquel que imaginaba;
aquel que con su lengua, sus ojos y sus manos
proclama ante los hombres la verdad ignorada,
la verdad de su amor verdadero.

Libertad no conozco sino la libertad de estar preso en alguien
cuyo nombre no puedo oír sin escalofrío;
alguien por quien me olvido de esta existencia mezquina
por quien el día y la noche son para mí lo que quiera,
y mi cuerpo y espíritu flotan en su cuerpo y espíritu
como leños perdidos que el mar anega o levanta
libremente, con la libertad del amor,
la única libertad que me exalta,
la única libertad por que muero.

Tú justificas mi existencia:
si no te conozco, no he vivido;
si muero sin conocerte, no muero, porque no he vivido.


De Luis Cernuda


domingo, 16 de agosto de 2009

Mi inspiración


Si al pronunciar tu nombre florecen las rosas
y siento la frescura de tu boca sobre mi piel,
y los deseos se vuelven carne sobre tu cuerpo
y gira el mundo sobre tus sueños, ¡no me Culpes!

Si al escribir tu nombre llamo las musas
y mis poemas desbordan tus sentimientos,
¡no me culpes! sólo sonríe hasta el final
y dale sentido a mi existencia.

Si te pierdes en mis letras, no busques salir;
porque en cada vocal, en cada consonante
estará mi amor abrazándote hasta el final.

Y si mis versos carecen de ortografía,
¡no me culpes! porque tu eres el acento
y el sentido de mi eterna inspiración.



De JR

viernes, 14 de agosto de 2009

¿ Es esto amor ?





¿Miento quizás? Quizás me estoy mintiendo, mintiéndome a mi mismo en la mentira. A veces me miento para olvidarme de mi mismo, para romper con todos mis anhelos, para quebrar las líneas de mi cuerpo.
Ella me dijo: « Me gusta que me miren como tú me miras». Y yo no la estaba mirando.
Ella me tomo, pero yo no me sentí tomado por ella. Me deje llevar por mis mentiras. Me rompí con mis anhelos, me cegué con mis historias.
Nos fuimos alejando y acercando, en un toma y daca místico, anhelante, inasible, imperturbable....
Ella me miro y no me estaba viendo. Veía tan solo una mascarada de carnaval, un rostro disfrazado.
Yo no sabía nada de ella. Ella sabía muy poco de mí. Pero en mi interior permanecía una lucecita, una pieza rota, una alarma que activaba ella. Pero, ¿ Me estaba yo mintiendo a mi mismo? ¿ Soñaba? Solo los dioses ( y ella) lo sabrían. Se quebraba mi garganta nombrándola a ella, estallaban mis oídos oyendo su nombre, reventaba mi cabeza pensando en ella....
Y ella continuaba al otro lado de la línea quebradiza del olvido, de la cordillera insalvable de la distancia...
¿ Me miento quizás? No es que diga que la amo, pero algo me empuja hacía ella, me arrastra hacía el fondo de su abismo.
« Sic transit gloriae mundi» Tan breve transcurrió nuestro encuentro que, poco a poco, se va difuminando en mi mente su presencia. Tan rápido fue, el visto y no visto, que voy perdiendo la noción de su figura.
Y todo gira alrededor de ella. Mi sueño y mi vigilia. Mi cielo y mi infierno. Mi cuerpo y mi alma...Soy un carrusel en torno a su perfume, atrapado por las redes de su pelo, hipnotizado por su calida sonrisa.
¿ Es esto amor? Quizás lo sea. Quizás de nuevo este metido en un pozo sin retorno, Quizás este otra vez al borde del abismo, quizás me toque sufrir de nuevo. Por ahora, me conformo pensando en ella.

De "ojalasupieraquien"


sábado, 8 de agosto de 2009

La mujer perfecta



Eres a mi palma la medida correcta,
eres a mis ojos la imagen buscada,
eres a mi esencia el beso perfecto,
eres a mi sangre en cada bocanada.

Eres a mis sueños medida furtiva,
eres a mis pasos la motivación exacta,
eres a mis dedos una tersura cautiva,
eres el escalofrío a mi espalada intacta.

Eres a mis ideas capullo tierno,
eres a mi latido la canción que inventa,
eres en mi silbo la felicidad eterna,
eres simplemente la mujer perfecta.

De Mashas

sábado, 1 de agosto de 2009

De golpe en golpe


De golpe en golpe el corazón se agita
rumiando nauseas contra el mundo vano,
el sol agacha la cabeza cana
y un perro ladra su dolor humano.

La noche cae y en su altar la luna
parece el rostro de un payaso anciano...
Yo, solitario, en mi cuartucho dejo
revoletear mi humanidad de pájaro.

Es la penumbra de una triste lámpara
la compañera de mis tantos años
y, como loco, en las paredes cuelgo
mil mariposas y un reloj dañado.

Desde el rincón donde hay más sombras creo
que hay una rata que me esta mirando...
No sé si es una realidad mi vida
o es sólo un cuento que alguien ha inventado

De saularte

viernes, 31 de julio de 2009

Valor del pasado



Hay algo de inexacto en los recuerdos:
una línea difusa que es de sombra,
de error favorecido.
Y si la vida
en algo está cifrada,
es en esos recuerdos
precisamente desvaídos,
quizás remodelados por el tiempo
con un arte que implica ficción, pues verdadera
no puede ser la vida recordada.

Y sin embargo
a ese engaño debemos lo que al fin
será la vida cierta, y a ese engaño
debemos ya lo mismo que a la vida.


De Felipe Benítez Reyes

miércoles, 29 de julio de 2009

Que la soledad me perdone




Que la soledad me perdone
Si no me pongo triste con su compañía,
Y que me disculpe la tristeza
Si cuando llega no siento ganas de llorar.

Que el dolor no pregunte
El porque disfruto cuando esta aquí,
Que el reloj ya no me mire
Ya sé que es tiempo de partir.

Que esta noche que aguarda misteriosa,
Llena de estrellas invisibles,
No se sorprenda al verme en la luna.
Que los ojos de lo intangible
Respondan a la nostalgia,
Y ya no habrá sueño que aguarde,
Ni sol que caliente…

Que la alegría me disculpe
Si también llamo a la nostalgia para completarla,
Que la añoranza no me extrañe
Cuando mi sueño y mi verso falte…

Extrañamos lo que no tenemos
(y forzosamente) no tenemos lo que extrañamos,
si no… no lo añoraríamos.

Así que no te enojes si no me tienes…
Quizá es lo que nos mantiene vivos y llenos de ilusiones…



De David Vazquez


domingo, 26 de julio de 2009

Soledad II


No nací para amar, desesperanzas
se agolpan como nubes en mi pecho.
Nunca yo del amor toque sus puertas,
jamás me hundí en sus sueños.

Solitario peremne desde niño,
como eremita preferí el desierto,
ave no prisionera,
hijo del sol eterno.

Todos aman, se entregan, se ilusionan,
dan de su corazón lo más inmenso,
mas ese amor depronto se les quiebra
cual cáscara de huevo.

Todo un instante, un beso, una mirada,
humo en el aire luego...
La soledad no falla, es una novia
que no niega sus besos.

Siempre está ahí esperando que la amemos,
presta al más bello encuentro...
Amo la soledad y que sus brazos
maten de amor mi cuerpo.

De saularte

Reyna que te niegas


Quisiera poder decirte tantas cosas desveladas
como esas estrellas que tiritan abriendo
y cerrando los ojos alla a lo lejos
de las cuales tu brillas mas que todas

Ojala tuviera los poderes de componer la vida
y de regalarte la felicidad que mereces
a costa de lo que eres
y significas en este destino caduco

Si tan solo pudiera abrazarte unos segundos
y sentir que no te niegas
si tan solo salpicarme de tu saliba los labios
y envenenarme de tu savia
no me importaria morir con el dolor a cuestas
un segundo despues

Quisiera poder decirte tantas cosas
que se me escapan por los poros
cuando escucho tu voz
cuando miro a tus ojos
cuando me ciegas con tu silueta iluminada
y tu inocencia transparente
hace estragos en mi mente
cuando suspiras

Cuantas verdades tienes mujer
cuantas mentiras desconoces aun
cuantas sonrisas te arranco
cuantos deseos no te inspiro
cuanta riqueza proyectas
que la pobreza del mundo ante ti debiera arrodillarse
como se arrodilla este rey caido
ante la reyna que te niegas a ser

Ojala mis palabras quedaran como ecos en tu alma
y cuando mi olor se pierda el el horizonte de tu miedo
tu vida sea justamente lo que quieres
para irme tranquilo
doblar la esquina de mi realidad
y sin necesidad de voltear atras
sabiendo que brillaras como ninguna
porque de todas para mi
eres la mas bella


IBoon

miércoles, 22 de julio de 2009

QUIEN ESCRIBE


Dejé caer los versos
desde la altura de mis lágrimas.
Una a una las palabras tomaron forma,
condensaron en gajos de alma,
como si toda yo me diera a luz.
Tus ojos enormes y distantes,
en su ceguera de ignorancia,
parpadearon el desconcierto
de las sílabas danzantes.
En auroras de rimas
y prosas desquiciadas,
comprendiste, poco a poco,
que mi corazón, es quien escribe.-

De Claudia Villafañe ( Voz Monserrat )


martes, 21 de julio de 2009

Donde habite el olvido


Donde habite el olvido,
En los vastos jardines sin aurora;
Donde yo sólo sea
Memoria de una piedra sepultada entre ortigas
Sobre la cual el viento escapa a sus insomnios.

Donde mi nombre deje
Al cuerpo que designa en brazos de los siglos,
Donde el deseo no exista.

En esa gran región donde el amor, ángel terrible,
No esconda como acero
En mi pecho su ala,
Sonriendo lleno de gracia aérea mientras crece el tormento.

Allí donde termine este afán que exige un dueño a imagen suya,
Sometiendo a otra vida su vida,
Sin más horizonte que otros ojos frente a frente.

Donde penas y dichas no sean más que nombres,
Cielo y tierra nativos en torno de un recuerdo;
Donde al fin quede libre sin saberlo yo mismo,
Disuelto en niebla, ausencia,
Ausencia leve como carne de niño.

Allá, allá lejos;
Donde habite el olvido.

De Luis Cernuda


lunes, 20 de julio de 2009

Otoño sin penas


¿Y si me he enamorado, que podrías hacer?
si mi desesperación me lleva a vos
y mi languidez se profundiza marcada por tu cuerpo
(yendo en otra dirección)
Nada resta, salvo desaparecer.


¿Y si soy culpable de todos los pecados del mundo?
¡No podrías salvarme!
Acaso vigilarme con tus últimos besos
Tenderle una red a mis sueños
(que en lento desangrar se me escapan).


¿Y si no pudieras llevarme, qué me queda por hacer?
Deja que disfrute el tiempo bondadoso
(Cruel demonio de dos caras)
Deja que me pierda sonriendo
En este otoño sin penas
Que se termina mañana.

De Rafudo_


Hoy me cuesta apelar sin argumento


Hoy me cuesta apelar sin argumento,
que a riesgo de sufrir algún espasmo,
sin importarme mucho mi lamento
no me quiero perder un buen orgasmo

Ni siquiera discuto un pensamiento
por miedo a que se trate de un sarcasmo,
quizás por compartir un sentimiento
no demuestro ningún otro entusiasmo.

Y aunque sea probable que no ocurra,
que la vida se muestre generosa
tampoco he de pedir peras al olmo,

aparte que mi mundo no discurra
por la vereda más escandalosa
donde ya el escapar sería el colmo.

De Luis Pérez


lunes, 13 de julio de 2009

Confetti de estrella


Coaccione a una estrella que fuera conmigo
a alumbrarme un camino frente al mar
me siguió tan lejana como exacta
tan perfecta en luz y silueta
tan candente y tan fría
tan confundida por confundirme

No puedo evitar enamorarme de ellas
son mi debilidad
son mi platónica estabilidad
mi enredarme entre lo que palpita y
lo que desaparece
en un horizonte imperfecto
al costado del mar

Rompeme
rompeme el corazón
que estallen mis sentimientos
en mil luciérnagas apagadas
en una constelacion de confetti
formando en el universo un arco-iris
con tu nombre

Estrella lejana y prohibida
fugaz complicada y cohibida
llenas mi sonrisa
pero vacías mi corazón
eres también una canción
de esas que duelen
romántica pero calculadora
inconstante pero altiva
dime que te hace falta

Tengo un corazón millonario,
pero contigo me quedo
por segundos en ceros
desangrado de soledad
y con un alma invisible
pero me duele
la realidad


Rompeme no seas necia
rompeme el corazón
para volver a la vida
a ver si esta vez sobrevivo
sin anestesia.

IBoon

jueves, 2 de julio de 2009

Qué lejos hoy el sol que estaba cerca


Qué lejos hoy el sol que estaba cerca
lejos como la cola del viento que hoy asoma la cabeza.

Qué cerca la niebla antes soplada
que te envuelve en sábanas flameadas sin remedio.

Qué lejos el ahora mismo diluido
y qué cerca tu ausencia todavía tibia.

Qué lejos tu voz dorada de diciembres
y qué cerca la inmensidad de tu hasta luego.

Qué lejos estos ojos casi ciegos – si, los míos -
y qué cerca el adonde vas y por cuánto tiempo.

Qué cerca hoy que es el día y que te veo
recoger tus pasos paso a paso

los pasos que me trajiste una vez de regalo
y qué lejos ese día.

De Franklin Sandi


viernes, 26 de junio de 2009

POEMA DEL OLVIDO



Viendo pasar las nubes fue pasando la vida,
y tú, como una nube, pasaste por mi hastío.
Y se unieron entonces tu corazón y el mío,
como se van uniendo los bordes de una herida.

Los últimos ensueños y las primeras canas
entristecen de sombra todas las cosas bellas;
y hoy tu vida y mi vida son como estrellas,
pues pueden verse juntas, estando tan lejanas...

Yo bien sé que el olvido, como un agua maldita,
nos da una sed más honda que la sed que nos quita,
pero estoy tan seguro de poder olvidar...

Y miraré las nubes sin pensar que te quiero,
con el hábito sordo de un viejo marinero
que aún siente, en tierra firme, la ondulación del mar.

De José Ángel Buesa

martes, 23 de junio de 2009

Las sombras brotan en la noche


I

Las sombras brotan en la noche, fluyen de los espejos
y abandonan la luz, los estantes profundos, los pisos trémulos.
Se desprenden de las paredes para invadir el cuarto;
este cuarto solitario donde busco sorprender el sueño esquivo.
Sombras que intentan detener el tiempo deslizándose entre latidos.
Me resisto a la paz del cementerio, a la geometría
de los mármoles donde los vivos pasean su dolor mezquino.

II

El cuarto se desvanece;
los párpados caen derrotados por la noche
y la batalla continúa en la hondura de las pesadillas.
Ahora son los fantasmas más temidos los que baten sus alas
para espantar al niño muerto.
Quiero que la luz me roce,
que las llamas de la creación quemen mis poros.
El fuego consume las horas, la carne, los sueños,
y no tengo fuerza.

De Jorge Hirch


viernes, 19 de junio de 2009

Sumando Ternura


Que hace en mi pecho este dolor,
si ayer era ternura, exceso.

La noche tiene vacíos
donde las penumbras llenan los recuerdos.
Ahora tengo más ojos para ver el cenit,
la caída de las sombras en los crepúsculos
de las memorias plenas.

¡Qué hace en mi pecho este dolor!
Han de ser hojas los recuerdos,
el corazón ha de ser río,
ha de ser viento
cayendo en los altares de la melancolía.

He de tener más luz en los ojos,
he de emerger
colmado del invierno.

Que no existan medias sombras
siguiéndome a la muerte.
Estoy desnudo de lluvia,
sumando ternura,
desvaneciéndome de quietud;
entrando a las lágrimas,
a los signos de las nubes negras.

De Alberto Destéphen

jueves, 18 de junio de 2009

Eres




Eres entre el albor de las sábanas
el esplendor de la noche
donde no cumplo
ningún precepto de ángel.
Amorfa mi pureza que llora,
despliega imágenes
que me llevan a la sin razón
de no creer en los sortilegios de Dios
y sus promesas,
donde las pasiones de mi carne
no participan.

Eres, entrelazada en mi cuerpo,
filosa verdad
en donde nace
mi enfermedad filosófica
de anunciar faroles bajo la tierra.

Negarte es ocultar mi propio fin,
hacer algún poema
que me aniquile.

¿Cómo olvidarte entre las blancas sábanas?
Desde allí
inicio mis acercamientos a la tierra,
al alma llena de materia.

De Alberto Destéphen

AUNQUE MIENTAS








Dicen que uno siempre encuentra las cosas en el último lugar en que las busca, ojalá supiera cual será el último lugar donde te voy a buscar para encontrarte de una buena vez



Le tengo miedo al tiempo, al futuro,
Al mañana que no llega.
A la sombra de mi cortina,
Al sonreír del cielo.

Le tengo tanto miedo
A cada instante que no estas conmigo.
Que me trato de colgar de la vida,
Así como las olas se arrastran en la arena fría,
Para no tener tanto miedo
Al mirar mi ventana.

Me da tanto temor la lluvia de esta mañana,
Tan mojada, tan callada,
Empapando de soledad a la ciudad,
Empapándome de la esperanza
De que aún vuelvas.

Pero el temor me invade de nuevo
Al no encontrarte,
Y te busco entre los resquicios y las sombras,
Entre las promesas y las cartas.
Entre mis sueños,
Entre la lluvia de esta mañana.
Y no sé porque siempre pasa lo mismo,
Pero nunca te encuentro.

Nunca te obligué a nada,
Ni lo haría aún,
Pero por favor dime,
Aunque sea por un solo instante,
Aunque mientas y desangres,
Que todavía me quieres…

De David Vazquez ( Voz y demas RadikalS IDB )



jueves, 11 de junio de 2009

Entre el todo y la nada





Después de todo, todo ha sido nada,
a pesar de que un día lo fue todo.
Después de nada, o después de todo
supe que todo no era más que nada.

Grito «¡Todo!», y el eco dice «¡Nada!»
Grito «¡Nada!», y el eco dice «¡Todo!»
Ahora sé que la nada lo era todo
y todo era ceniza de la nada.

No queda nada de lo que fue nada.
(Era ilusión lo que creía todo
y que, en definitiva, era la nada.)

Qué más da que la nada fuera nada
si más nada será, después de todo,
después de tanto todo para nada.

De Jose Hierro

lunes, 8 de junio de 2009

En este silencio inconsecuente


En este silencio inconsecuente
navego a altas horas de la noche
y encuentro la deriva ociosamente
entre atajos de rimas en derroche.

Me hallo ensimismado y taciturno
callado, silencioso y musical
y pienso, solo pienso en el nocturno
preámbulo a la vida intelectual.

No sé, tal vez me pierda en novedades,
tal vez mi sueño no quiera apaciguar,
tal vez no quiera afrontar las verdades

que velan los recuerdos de metal,
en esta hojalata cadenciosa
cubriendo en la distancia lo irreal.

Tal vez soy sólo un alma estrepitosa

fingiéndose muda, sorda y ciega;
la vida se me aferra dolorosa,
la vida se me afinca y se me pega.

La vida, que habría de ser jubilosa
extiende sus espinas al amparo
de cierta silueta algodonada...
de cierto sueño que me costó caro.

Azotes de recuerdos algo avaros,
azotes de memorias perpetuadas,
¡dejadme escoger mi propio sino!

Recorro en silencio los caminos
andados, desandados, carcomidos
en este silencio adormecido.

De Tonisan

sábado, 6 de junio de 2009

Contra el viento


Recuerdos pesados que me dan alivios tenues
recuerdos al fin y al cabo
que me abrazan y no me dejan morir
lejos las estrellas que me dan luz en días oscuros
la magia que aprendo a gotas de letras vaciandome
ilusiones y tristezas
Nombro en pesadillas abismos
que me dejaron amores en primera fila
tatuando lo despilfarrado de mis alcantarillas tapadas
por basuras existenciales
que por crónicas no caben en ningún basurero industrial.

Se me fueron las luciérnagas de poemas aventureros
y me quede quieto, asustado y fracasado
en medio de dos vías sin entender la razón
de porque irme y menos la verdad para quedarme

Confusión total

Abrazado a la despedida de futuros musicales
rayados por incostancias en indecisiones ajenas...

No me rindo

IBoon

viernes, 5 de junio de 2009

Lentamente


Que la vida me devuelva mi vida,
Que el miedo aplaste con un dedo a la semilla podrida,
Que mi silencio se convierta en un grito desesperado,
Que tu locura se envuelva en cartón por el sonido,
Que mis ansias por trascender abarquen más de lo debido.

Que tu presente se tope con los sueños perdidos del ayer,
Que mi futuro caiga en manos de lo incierto,
Que la lluvia deje de ser mis letras,
Que la primavera me sostenga las alas,
Que el sol deje de dar pasos en mi espalda mojada.

Que tu voz sea un crujir de dientes apresurados,
Que mis pasos sean lluvia de estrellas despidiendo amaneceres lejanos,
Que tu abrazo se muera en el intento por navegar,
Que el invierno acabe pero no termine de morir,
Que la soledad me mate…
Poco a poco, lentamente…


De David Vazquez

jueves, 4 de junio de 2009

En off


Printer-friendly versionSend to friendPDF version

Hoy se me suicidaron varios sueños
y se me abismaron varias ilusiones
siete vueltas al alter ego
y caer parado me diluvio
la ya muy incrédula esperanza

No pudo ser peor final
con esa lectura de palabras inicuas
obstentando otras sonatas
mas allá de mi eco tenue tibio y sincero

Vestí mis augurios de cebada
para esperar al amanecer de luto
y el amanecer NY nunca apareció
un IRS que me dicta sentencia
condenatoria
y otro pum pum que me abandona

Saltando me renuncian los enanos
me vacían los esclavos
me roban los magos
y el sueño siempre fue pesadilla

En off una voz me calla
y otros reclamos me atracan
y dejan la voz sin saldo
ni un help de teclado
auxilio emergente
soy capaz de susurrar
porque estoy hace un once cero seis
hecho un cometa que no va en rumbo

Espero chocar con una canción
que me haga pecado de una buena vez
o me toque el vinilo de los beatles
y me suene let it be
rumbo a un desierto eterno

Iboon


miércoles, 27 de mayo de 2009

Poema Desolado





Ya se que existen otras penas
con más pavura y más complejidad,
pero este es mi dolor y a él me aferro,
no pregunten por qué.

Hace tanto que olvidé mi cédula de arraigo,
extravié mi equipaje,
el principio de lo que no pude ser.

Hoy vigilo este dolor de medio tiempo,
esta alegría de fiesta equivocada,
este lamento que engendró la mascarada.

Esta pena mía, tan estricta y honda,
se adiestra en lo nocturno y allí azuza
cabal remordimiento, hora perdida,
y alimenta la mítica alimaña de mis miedos.

DE Flor Alba Uribe


viernes, 22 de mayo de 2009

Whatever


No sé que me dió por escribir...
Por repetir palabras manoseadas antes,
por repeler sentimientos resentidos
Por pasearme entre fantasmas nuevos
de esos que no saben si ser aún
tan transparentes como el viento gris.

Envidia...
cuando nada queda de lo que fue,
cuando lo que es, no es nada más que eso...
no hay medias tintas, ni colores, ni contrastes.
El todo que hay es un gris desvaído
naufragado, entre luces apagadas...
Perdí los interrumptores allá atrás.
Duele, cabeza, manos, espalda, garganta...

Mis personajes se perdieron entre las hojas,
buscando un final para lo que nunca empezó...
Mi historia se aburrió de esperarme,
sentada en el umbral
llena de hojas secas, y lluvia azul, y sol de noviembre...

El tiempo,
tan ocupado como inconsciente
en su vago caminar entre cruces
paso a paso ha mermado mis dias...

Será que el alma se pone vieja...
De tanto soñar, de tanto buscar, de tanto esperar...
que los recuerdos se amontonan sobre mi, en pesadas sepulturas
que acostumbro a nombrar, limpiar, ordenar...
regar cada día y ver crecer...
Ramas secas que ya estaban muertas
que crecen muertas... maleza.

Será que el alma se puso vieja...

Será...
...que sólo estoy cansado.


"Sometimes, just... nothing's right"

De Smile-like-you-mean-it

miércoles, 20 de mayo de 2009

Espero Curarme de ti


Espero curarme de ti en unos días.
Debo dejar de fumarte, de beberte, de pensarte.
Es posible. Siguiendo las prescripciones de la moral en turno.
Me receto tiempo, abstinencia, soledad.

¿Te parece bien que te quiera nada más una semana?
No es mucho, ni es poco, es bastante.
En una semana se pueden reunir todas las palabras de amor
que se han pronunciado sobre la tierra y se les puede prender fuego.
Te voy a calentar con esa hoguera del Amor quemado.
Y también el silencio.
Porque las mejores palabras del Amor están están entre dos gentes que no se dicen nada.

Hay que quemar también
ese otro lenguaje lateral y subversivo del que ama.
Tú sabes cómo te digo que te quiero cuando digo:
"qué calor hace",
"dame agua",
"¿sabes manejar?,
"se hizo de noche"...
Entre las gentes, a un lado de tus gentes
y las mías, te he dicho "ya es tarde",
y tú sabías que decía "te quiero".

Una semana más para reunir todo el amor del tiempo.
Para dártelo.
Para que hagas con él lo que tú quieras:
guardarlo,
acariciarlo,
tirarlo a la basura.
No sirve, es cierto.
Sólo quiero una semana para entender las cosas.
Porque esto es muy parecido a estar saliendo de un manicomio para entrar a un panteón.


De Jaime Sabines

martes, 19 de mayo de 2009

Me declaro no humano





Me declaro no humano,
que no es lo mismo que inhumano.
No quiero pertenecer a esta especie
que utiliza pizarras de luto
para enseñar en la escuela
lo que es la muerte,
la matemática absurda del dolor
a base de contar cadáveres,
la geometría estúpida de la línea recta
que traza una bala
para encontrar el cuerpo
inocente de un alumno.

Me declaro no humano,
o lo que es lo mismo,
animal
que siente y que sueña,
que ama y que sufre,
que escribe y que piensa
pero no asesina en masa
a cientos o miles de sus semejantes.

Me declaro no humano
porque estoy harto de presidentes
y terroristas locos
que sólo piensan en ellos mismos
y atan ruedas de molino
al cuello del ciudadano
o convierten los pupitres
en mudos ataúdes de silencio.

Y ahora que no soy hombre,
desde la tristeza rotunda de la náusea,
desde el horror sincero de la angustia,
desde el dolor de un niño que no vive
intento remontar el río amargo
donde cada día
se ahoga la conciencia.

De ©Fernando Luis Pérez Poza


lunes, 11 de mayo de 2009

En Qué Lugar


Quiero que me digas; de cualquier
modo debes decirme,
indicarme. Seguiré tu dedo, o
la piedra que lances
haciendo llamear, en ángulo, tu codo.

Allá, detrás de los hornos de quemar cal,
o más allá aún,
tras las zanjas en donde
se acumulan las coronas alquímicas de Urano
y el aire chilla, como jengibre,
debe de estar Aquello.

Tienes que indicarme el lugar
antes de que este día se coagule.

Aquello debe tener el eco
envuelto en sí mismo,
como una piedra dentro de un durazno.

Tienes que indicarme, tú,
que reposas más allá de la Fe
y de la Matemática.

¿Podré seguirlo en el ruido que pasa
y se detiene
súbitamente
en la oreja de papel?

¿Está, acaso, en ese sitio de tinieblas,
bajo las camas,
en donde se reúnen
todos los zapatos de este mundo?


de César Dávila Andrade


Sol oscuro


A Jorge Andino ( 11 años ), por sus lecciones de luz aun viviendo en la oscuridad.
I Boon.


No veo luces pero conozco los caminos
son un montón de puntos negros
los que me apartan del mundo
son bultos de decepciones
percibir la realidad desde acá
es dejar que las esperanzas mueran
y sobrevivir en medio de la oscuridad
es el mejor triunfo que nunca nadie
me hará soltar

Soy yo
y estoy donde todos casi
nunca podrán estar
porque la luz de algún modo
te apaga.


IBoon

Inocencia


Déjame velar tu sueño,
pisar la orilla de tu almohada.
Construir con mi aliento
los castillos de aire con que juegas.

Ser niño.

Quiero aprender esa canción de cuna,
tararearte una melodía.
Por que no quiero que despiertes,
mi niña.

Que la pesadilla de la vida
pierda la batalla.
Que la razón muera
en los algodones de un poema

Dejar esta pena.

Y soñar… soñar.
Soñaaaar…


Pos Azel

jueves, 30 de abril de 2009

Y cuantas veces amenazado


Y cuantas veces amenazado de pies a cabeza
en vida enterrar no han querido
que yo mismo no me haya visto
cavando al tierra con la que echarme encima

Y Tantas como compuesto y sin tiempo
habérmelas a solas
con mis propios pensamientos
y creer que hasta el hacer honesto
de tanto uso se gasta

Y cuantas veces he dormido
con los ojos abiertos
por no encontrar motivo suficiente
a tanto reproche injusto
ni entender que la vida
se me presente tan cuesta arriba

Y es que no da lo mismo
que la vida me sonría abiertamente
que hasta de pensar la mente se canse.

Por Luis Perez


sábado, 25 de abril de 2009

De salida


Veo a mi alrededor
tan poca honestidad
todos andas tan feliz
o tal vez anestesiados

No insinúo que sea algo inmoral
tenes tan poca personalidad
ante un juicio irracional
el veredicto es irrelevante

Cada vez mas lejos
asumo que es algo natural
mis diferencias con los demás
no interrumpo
voy de salida

Y si es una casualidad
andar entre la multitud
sentirme tan aislado
no es cuestión de preferencia

Quisiera decir que esto fue un placer
y que siento agradecer
pero no cuanto con un antifaz
de igual manera voy de salida


Cada vez mas lejos
asumo que es algo natural
mis diferencias con los demás
no interrumpo
voy de salida

Letra música y voz Marlon


jueves, 23 de abril de 2009

Amar: tiempo y lugar


Se ama en la noche,
en el día,
en la oscuridad
y en la claridad.

Se ama en la lluvia,
en el río,
en el mar
y entre lágrimas.

Se ama
en la montaña,
en la pradera,
en el bosque
y también en la cama.

Se ama
con calor
o con frío,
se ama
en la tormenta
y en la calma
de un momento sombrío.

Se ama en los brazos
de un instante
y se muere
amando.

Derechos de autor. Rafael Cruz (monstradamus )


domingo, 19 de abril de 2009

Cuando la lluvia


Cuando la lluvia afila la tristeza
y un aluvión de penas ahoga el alma
y en los relojes laten
racimos turbios de tic-tacs
párate a pensar un momento
y respira hondo
la humedad del aire
y siente
y vive
y sueña
y juega con los ecos de luz gris
que cuelgan de la ventana
como si fueran hilos
de una mágica cometa
y déjate arrastrar por el viento
y espera a que te alcancen
esos lentos caracoles de sombras que te persiguen
para pisarlos
o simplemente decirles adiós
cuando se marchen
con su sórdida música a otra parte.

©Fernando Luis Pérez Poza

domingo, 12 de abril de 2009

Nada Mas


Nunca aprendi a hacer caso
y si, algo puedo rescatar
al contemplar lo que veo venir
si esto es el final no mires atras

Si estos tintes no confunden
y alcanzan a probar algo
todo seguira igual que ayer
ni mi humor ni tu madurez valdra

Parece que todos se han ido
tal vez nunca llegaron aqui
todo vuelve a empezar
no hay necesidad de decir nada mas


Por musica letra y voz Marlon Carranza





sábado, 4 de abril de 2009

A veces, en un minuto


A veces, en un minuto,
hay años escondidos,
insomnios que duermen hasta el amanecer,
rendijas abiertas de ternura
o legiones ciegas de espejismos
que hechizan la sístole y diástole del tiempo
y llenan la aorta de lunas desbocadas
y la revientan al decir sí.

Entonces el futuro sueña que existe
y una ola misteriosa de mercurio mágico
resume el aire y entona
el fado errante de la felicidad.

Y yo quisiera
detener ese minuto para siempre,
olvidar el leproso malecón de la vida
que prostituye el eco
y salvar a las sirenas que se ahogan
por no saber nadar al revés.

En mi memoria
aún se bañan desnudas las ninfas
y el cofre del tesoro
se nutre de mariposas que un pirata
dejó olvidadas en la crin del éter.

Y cabalgo aferrado
a tus emociones y sentimientos
como un látigo de luz que estalla.

Y lavo el silencio
en vómito invisible
que sólo entiende
la soledad cuando te llama a gritos
aún sabiendo que tú no estás.

Aquí,
anclado en esta eterna madrugada,
encadenado a la verdad,
atrapado en una tuerca sin vuelta
que cada día aprieta más,
sé que un minuto,
a veces,
encierra años enteros
en una cárcel de hielo transparente
y los condena a cadena perpetua
si tú eres sólo un sueño
que olvidó despertar.


Por Luis Pérez Poza